Carlos Manuel Fuentes Macías


Por: Alba Teresa Correa

Carlos Fuentes Macías nació en Panamá de padres mexicanos, el 11 de noviembre de 1928. Su padre era diplomático y pasó su infancia en diversas capitales de América: Montevideo, Río de Janeiro, Washington, Santiago de Chile, Quito y Buenos Aires, ciudad a la que su padre llega en 1934 como consejero de la embajada de México. Los veranos los pasa en Ciudad de México, estudiando en escuelas para no perder el idioma y para aprender la historia de su país. Vivió en Santiago de Chile (1940-1944) y Buenos Aires en donde recibió la influencia de notables personalidades de la esfera cultural americana.

A los 12 años leyó por primera vez Don Quijote de la Mancha, aunque considera que su primer contacto con la literatura ocurrió durante uno de los destinos paternos, en Río de Janeiro, donde un pequeño Carlos solía sentarse en las rodillas del gran polígrafo mexicano Alfonso Reyes, entonces embajador en Brasil y quien le recomendó que estudiara Derecho.

Llegó a México a los 16 años y entró en la preparatoria en el Centro Universitario de México. Se inició como periodista colaborador de la revista Hoy y obtuvo el primer lugar del concurso literario del Colegio Francés Morelos.

Se graduó en Leyes en la Universidad Nacional Autónoma de México y en Economía en el Instituto Altos Estudios Internacionales de Ginebra. En 1972 fue elegido miembro de El Colegio Nacional, fue presentado por el poeta Octavio Paz y su discurso de ingreso fue “Palabras iniciales”.

Fue Catedrático de Literatura en la Universidad de Princeton (Estados Unidos), también impartió clases de español y literatura comparada en las universidades estadounidenses de Columbia, Harvard y Pennsylvania, entre otras.

En relación con la política, entre 1950 y 1951, como diplomático, representó a su país en Ginebra ante la Organización Internacional del Trabajo (OIT). Tres años después, trabajó en México en el Gabinete de Prensa del Ministerio de Asuntos Exteriores, acepto el nombramiento de embajador de México en Francia en 1975, como homenaje a la memoria de su padre. Durante su gestión, abre las puertas de la embajada a los refugiados políticos latinoamericanos y a la resistencia española. Actúa como delegado en la Conferencia sobre Ciencia y Desarrollo en Dubrovnik, Yugoslavia.

Ha escrito numerosas  novelas, relatos y cuentos, ensayos, teatro, argumentos y guiones cinematográficos y libretos de ópera. Su obra se sitúa en el llamado boom de la literatura hispanoamericana. En su narrativa hay un propósito de analizar su ciudad, su país y su civilización. De ahí su visión crítica del mundo, a través de “collages”, referencias, analogías o citas, donde la reflexión y la poesía, la erudición y el sentimiento, responden a un interés crítico para con su sociedad y su tiempo

Fue gran aficionado al cine, escribió guiones para numerosas películas, como Las dos Elenas, filme corto basado en su cuento homónimo y dirigida en 1964 por José Luis Ibáñez director de otra cinta, Las dos cautivas, también basada en una historia de Fuentes, El gallo de oro en 1964 junto con Gabriel García Márquez y el director de la película Roberto Gavaldón, Un alma pura en 1965, Tiempo de morir en 1966, junto con Gabriel García Márquez, entre otras.

Carlos Fuentes donó a la Biblioteca Nacional de su país un acervo bibliográfico personal de 300 libros en 2007, el mismo año en que la biblioteca del Instituto Cervantes de Praga estrenaba el nombre de este escritor.

Entre sus obras más importantes destacan La muerte de Artemio Cruz aparecida en 1962 y Gringo viejo publicada en 1985. Fue también autor de numerosos ensayos y de obras de teatro.

Ha recibido los premios Biblioteca Breve (1967); Internacional Alfonso Reyes (1979); Nacional de Literatura de México (1984); Cervantes (1987); de Literatura del Club Nacional de las Artes de Nueva York (1988); Internacional Menéndez Pelayo (1992); insignia de Oficial de la Legión de Honor de Francia (1992); Príncipe de Asturias de las Letras (1994); título de Comendador de la Orden Nacional del Mérito de Francia (1997); Arte Editorial de la Cámara Nacional de la Industria Editorial mexicana (1998); Medalla de Oro del Círculo de Bellas Artes de Madrid (1998); Premio a la Latinidad de las Academias de Letras de Francia y Brasil (1998); Medalla Belisario Domínguez de México (1999).

Los últimos premios que recibió en España fueron el Premio Formento de las Letras 2011 y el Premio Internacional Fundación Cristóbal Gabarrón de las Letras el mismo año.

Este 14 de mayo, unas horas antes de su muerte, Carlos Fuentes fue nombrado doctor “honoris causa” por la Universidad española de las Islas Baleares.

Murió el 15 de mayo de 2012, a los 83 años de edad, en la Ciudad de México.

En la Biblioteca usted podrá encontrar más de 30 títulos de este gran escritor, algunos de los cuales le presentamos a continuación:

M 863.6 F954m La muerte de Artemio Cruz

M 863.6 F954n El naranjo, o, los círculos del tiempo

M 864.6 F954t Tres discursos para dos aldeas

M 863.6 F954v La voluntad y la fortuna

Deja un comentario

Archivado bajo Interés general, Temas literarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s