Últimas adquisiciones de literatura


Por: Carmen Ruiz

“La literatura, pues, no es aquel catálogo abrumador y soporífero de fechas y nombres, sino un tesoro infinito de sensaciones, de experiencias y vidas que están a nuestra disposición igual que lo estaban a la de Adán y Eva las frutas de los árboles del Paraíso. Gracias a los libros nuestro espíritu puede romper los límites del espacio y del tiempo, de manera que podemos vivir al mismo tiempo en nuestra propia habitación y en las playas de Troya, en las calles de Nueva York, en las llanuras heladas del Polo Norte, y podemos conocer a amigos tan fieles y tan íntimos como los que no siempre tenemos a nuestro lado, pero que vivieron hace cincuenta años o veinticinco siglos. La literatura nos enseña a mirar dentro de nosotros y mucho más lejos del alcance de nuestra mirada. Es una ventana y también un espejo. Quiero decir: es necesaria. Algunos puritanos la consideran un lujo. En todo caso es un lujo de primera necesidad”.

Recordaba yo estas palabras del escritor Antonio Muñoz Molina cuando recibíamos la semana pasada en la oficina de adquisiciones nuevas novelas para nuestra biblioteca. Alguno podría pensar que comprar literatura en estos tiempos difíciles puede ser una locura, un lujo… Ante eso no está de más señalar que en el último mes se han adquirido casi 400 títulos entre aquellos de los más solicitados por los usuarios y bibliografía sugerida por los profesores. En un primer momento atendimos a esa necesidad. Pero nada hay más necesario que aquellos libros que nos permiten mirar más allá, que son una ventana a otros lugares, otras personas, otros tiempos y, al mismo tiempo, que como un espejo, nos permiten conocernos a nosotros mismos.

Entre estas nuevas adquisiciones de literatura quisiera destacar los siguientes:

– Verde agua, de Marisa Madieri. Minúscula. Barcelona (2000). 207 págs.

Este relato-diario de Marisa Madieri (1938-1996), esposa de Claudio Magris, ha sido definido por la crítica italiana como un pequeño clásico contemporáneo. El hilo conductor de la narración es el éxodo de los italianos de Fiume, ciudad que en 1947 pasó a Croacia, dentro de la antigua Yugoslavia. La autora vuelve a encontrar en la memoria los episodios trágicos y cómicos que marcaron su infancia, las personas con las que creció y el ambiente del Silos de Trieste, «un paisaje vagamente dantesco, un nocturno y humeante purgatorio», en el que vivió junto con otros refugiados hasta hacerse adulta. A medida que el relato avanza, la escritura, precisa y sutil, revela una tensión entre la reapropiación del pasado y la incertidumbre frente al futuro, que desemboca en una actitud valiente y generosa ante la vida.

–  Patrimonio: una historia verdadera, de Philip Roth. Seix Barral. Barcelona (2003). 239 págs.

Philip Roth, escritor estadounidense de origen judío, nos lega en este libro uno de sus más valiosos patrimonios, el viaje en compañía de su padre hasta el final del camino. El tortuoso recorrido por la enfermedad terminal de su padre Herman Roth está narrado con una sensibilidad exquisita. A través de una narración que oscila entre la vida del escritor y la ficción extraída de sus propios recuerdos asistiremos a una historia de amor paternal. Este libro nos recuerda que todos nos enfrentaremos en algún momento a la última estación.

En el siguiente artículo hablaré del resto de las novelas que recomiendo desde ya: El fusil de mi padre de Hiner Saleem, 84, Charing Cross Road de Helene Hanff, El regreso de Joseph Conrad, Los niños de Edith Wharton, El atentado de Yasmina Khadra, La tumba del tejedor de Seumas O’Kelly y La verdadera historia de Jennie Rooney. Todos ellos son “una ventana y también un espejo”.

Deja un comentario

Archivado bajo Temáticas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s